PROPUESTAS DE PAZ DE LAS COMADRES

Propuesta de paz de mujeres afrocolombianas desplazadas

Mujeres de LA COMADRE AFRODES construyeron en el año 2017 un informe con apoyo del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados —ACNUR, donde expresan Propuestas de paz desde un enfoque diferencial y étnico con perspectiva de género de las mujeres afrocolombianas víctimas del conflicto armado.

 

En el marco del desarrollo del proyecto mujeres afrocolombianas víctimas de
desplazamiento que avanzan hacia la construcción de soluciones de paz y, que tiene como objetivo general: “fortalecer el empoderamiento de las lideresas afrocolombianas víctimas, así como los procesos sociales y de participación que adelantan con sus comunidades en la construcción de propuestas y soluciones de paz”, se planteó la importancia de generar propuestas de paz como insumo al proceso de paz que quedó pactado en La Habana.

 

Estas propuestas se caracterizan por tener un enfoque diferencial: género y etnia. El enfoque de género hace referencia a las “dimensiones de visibilización, participación y empoderamiento de las mujeres y organizaciones de mujeres” (Montealegre), y se caracteriza por la búsqueda del desarrollo de las mismas, teniendo en cuenta
las relaciones desiguales de poder, que impiden el avance en igualdad de condiciones y la participación de las mujeres en los distintos espacios sociales, económicos y políticos. Por esta razón, se apunta a un desarrollo sostenible e igualitario que se construya a través de la construcción de decisiones compartidas entre hombres y mujeres: “de ahí que se reconozca la importancia de las mujeres y sus organizaciones, para garantizar la representación de sus intereses, necesidades, acceso y control de recursos para la prosperidad de las mismas” (Instituto Nacional de las Mujeres, México, 2007).

 

El informe define el concepto de paz desde las mujeres afrocolombianas e incluye propuestas con enfoque de género en la relación territorio, ciudad y entornos, participación ciudadana y consolidación de las organizaciones de mujeres, el desarrollo social y económico de mujeres afrodescendientes y sus familias y la garantía de los derechos humanos de las mujeres afrodescendientes y sus familias.

 

Lea el informe completo aquí

RECHAZO A MASACRES

AFRODES rechaza la violencia sistemática en Colombia

No es posible que el dolor regrese a las comunidades en forma de masacres como un círculo vicioso, aún no se ha reparado ni han tenido justicia quienes ya pasaron por la misma tragedia hace años, ni se han detenido los asesinatos a líderes sociales y ahora como si el país hubiera perdido la memoria continuamos en guerra.

rechazo a masacres

AFRODES rechaza las violencias sistemáticas del pueblo negro y los asesinatos de líderes, defensores y jóvenes, acabar con los relevos generacionales de nuestros líderes es acabar con la posibilidad de continuar y persistir como pueblo étnicamente diferencial, las masacres a los jóvenes fue la gota que derramo el vaso y se siguen presentando de manera reiterativa y sistemática en todo el país.

Los negros estamos cansados de vivir tanta violencia y de que nos sigan arrebatando nuestras vidas, de que sigan instrumentalizando nuestros cuerpos”, expresó Luz Marina Becerra, secretaria general de AFRODES Colombia, luego de enterarse de la masacre ocurrida en Llano Verde, Cali.

Nos duele el corazón y estamos destrozados no solo por los asesinatos de nuestros jóvenes en Llano Verde, sino por todos los jóvenes y comunidades que deben enfrentar la guerra como si fueran soldados, el gobierno no se da cuenta, pero no son sus fuerzas armadas las únicas que enfrentan la guerra, está en juego la vida y el bienestar de pueblos étnicos y consciente de ello debería pensar en un cese al fuego y no en más muerte.

Exigimos justicia para las familias de las víctimas y alzamos nuestra voz por solidaridad y empatía de parte de todos los colombianos, esta debe ser una situación de interés de todo el pueblo y unidos podemos aunar esfuerzos, no solo porque mañana puedan ser sus familias, sino porque se trata de la construcción de un mejor país para el futuro.

La situación de violencia actual hacia nuestros jóvenes afrocolombianos desplazados se da en todo el país por la falta de presencia del gobierno y de las entidades públicas, no es justo que nuestros jóvenes paguen el precio por la negligencia de un estado indolente; en diferentes sectores de ciudades como Bogotá y Cali se asentaron familias desplazadas por culpa de la guerra y ahora deben enfrentarla nuevamente por grupos delincuenciales que ejercen el control en territorios, esta situación de violencia no es solo de las comunidades apartadas con presencia de grupos al margen de la ley, es una vivencia que se replica en cada departamento y cada territorio porque las autoridades no cumplen con su deber de proteger a la ciudadanía.

AFRODES, por ejemplo, ha documentado la situación que viven jóvenes de Soacha, quienes padecen ataques constantes de grupos delincuenciales que quieren reclutarlos para la venta y el consumo del microtráfico y esta situación se replica en Cali, Buenaventura, Tumaco, Quibdó, Cauca, entre otros territorios.

Por otro lado, el desplazamiento no ha cesado en los últimos años al igual que los asesinatos de líderes sociales, a lo largo del 2020 ha habido aproximadamente 35 mil desplazados del pueblo negro de territorios del pacífico colombiano.